Inauguran el primer Museo de Arte Moderno que admite lucrarse enseñando trastos

Cultura

6a00d8341ce4d453ef017ee6828466970d

La ciudad francesa de Avignon inaugura el museo Truñón, el primero del mundo que simultáneamente funciona como arte moderno y guardacosas. Y lo hace con los mismos objetos.

Los autores admiten que no representar ningún concepto metafísico de la frustración del ego. “Es que no sabemos donde meterlos”

“Nuestra creatividad consiste en querer usar instalaciones públicas como trastero y de paso sacar dinerillo”, afirma François Bonamour, uno de los  idearios de este sincero proyecto. “En mi casa ya no me caben más cachivaches, pero no me atrevo a tirarlos por si un día los necesito. Ahora gracias al Truñón tengo un sitio donde dejarlo y la gente paga por verlos y sentrise más culta. Es un concepto que beneficia a todo el mundo”.